Para aquellas personas que aspiran trabajar en Canadá ó que recientemente se integraron al mercado laboral de este país, es importante que conozcan algunas de las características de esta cultura que van más allá de aprender el inglés ó el francés, y que se refieren a la forma como las personas se comunican entre ellas, cómo hacen recomendaciones ó peticiones, cómo dan consejos ó feedback en general.

Mientras que en algunas culturas  los  mensajes son directos y fuertes y en otras los mensajes son vagos y confusos, en Canadá las personas se aproximan de una manera clara pero usando algunas palabras y técnicas que “suavizan” el mensaje. El uso de estos “suavizantes” puede hacer la diferencia entre sonar rudo y poco cortés ó ser amable y educado.

El asunto es como es interpretado lo que decimos y saber interpretar el tono y el significado de lo que nos dicen. Ejemplos típicos que podemos mencionar son: si le dices a alguien “esto está horrible, hazlo de nuevo”, podría ser considerado por un Canadiense como un insulto. Pero, si en su lugar dices “veo que haz trabajado mucho pero que podrías mejorarlo un poco más” es muy probable que sea mejor aceptado.

En este país se utiliza con frecuencia la llamada “técnica del sándwich”, que usamos normalmente cuando queremos decir algo negativo de una manera suave. En esta técnica los Canadienses utilizan siempre una frase positiva al comienzo, luego la observación negativa y por último cierran con algo positivo.

Por ejemplo: Si alguna persona en el trabajo está llegando repetidas veces tarde, en vez de decirle “Si vuelves a llegar tarde vamos a tener que despedirte”, podrías decir “estás haciendo un buen trabajo AUNQUE hay algo que me preocupa y es tu falta de puntualidad. Esto representa un problema serio, por lo tanto te pido que cumplas con el horario de llegada. Aparte de esto, nosotros estamos contentos con tu desempeño y que seas parte del equipo de trabajo”. En éste caso, el pan representa los comentarios positivos y el relleno representa los comentarios negativos.

Como puedes darte cuenta, no solo es importante el saber el idioma, sino la utilización de las técnicas de comunicación, para poder adaptarte mejor a la cultura y ser exitoso, tanto en el medio laboral y también como miembro de esta sociedad.

Fuente: VOICE TO WORD CONSULTING