El servicio de salud en Canadá es cubierto en su totalidad por el estado en la mayoría de las provincias y le ofrece al residente la cobertura gratuita en las consultas médicas, exámenes de diagnóstico, cirugía, hospitalización, entre otras. El acceso a todos estos servicios, se hace a través de la presentación de una tarjeta de salud que debe ser solicitada una vez que llegue a establecerse en Canadá.

El médico de familia es normalmente el primer profesional de la salud que visita cualquier persona que esté enferma ó que necesite hacer una consulta médica.  Si el paciente requiere ser atendido por un médico especialista, entonces el médico de familia, lo referirá al mismo y también le proveerá de prescripciones farmacéuticas y le hará las referencias necesarias para pruebas de diagnóstico y hospitalización. En algunas ciudades de Canadá puede ser difícil conseguir un médico de familia que reciba nuevos pacientes, por tal motivo es importante buscar uno tan pronto llegue a éste país.

Si usted no tiene médico de familia ó éste no puede recibirlo y requiere asistencia médica inmediata, puede asistir a una clínica ambulatoria (walk-in clinic) ó a la emergencia de un hospital. Si usted está recién llegado a Canadá y está en el período de espera de 90 días para tener cobertura del seguro de salud pública, el costo de estos servicios tendrá que pagarlo usted, razón por la cual es importante contar con un seguro médico internacional para cubrir gastos médicos en esos primeros 90 días, mientras recibe su tarjeta de salud.

Es importante llevar con usted la tarjeta de salud cada vez que asista a su médico de familia ó a una sala de emergencia, pues siempre deberá presentarla para ser atendido.

Existen diferencias en la cobertura que ofrece el sistema de salud en las diferentes provincias del país, por ejemplo: En Ontario, los servicios odontológicos y medicinas (prescripciones) no son cubiertos; en Quebec, cubre medicamentos (a través de un servicio complementario al seguro de salud) y también cubre algunos tratamientos odontológicos; en Alberta, cubre ciertos procedimientos odontológicos, entre otros.

En general el sistema de salud de Canadá vela por el bienestar de sus habitantes y funciona muy bien considerando el tamaño de su territorio y la complejidad de servicios que ofrece. No hace distinción entre sus residentes, todas las personas tienen acceso al sistema de salud, independientemente de su situación económica ó social.

A continuación ofrecemos enlaces con los sitios web a través de los cuales puede identificar médicos de familia cercanos a su residencia: